Publicado el 11/05/2018 - 15:00 Hs.

Apple podría introducir la tecnología MLCD+ en las pantallas de los iPhone 2018

Apple podría apostar por el MLCD+ en sus iPhone de 2018, la ‘misma’ pantalla que ya tiene el LG G7 ThinQ recién estrenado

El pasado año –para la generación aún vigente-, Apple se apuntó por primera vez a la tecnología OLED en su teléfono inteligente más completo, el iPhone X. Anteriormente habían estado empleando paneles LCD IPS, y son los que se han mantenido tanto en el iPhone 8 Plus como en el iPhone 8, en dimensiones de 4,7 y 5,5 pulgadasde diagonal, respectivamente, como llevan haciendo desde el lanzamiento de los iPhone 6 y iPhone 6 Plus. Pero los iPhone de 2018 cambiarán sus medidas y también la tecnología de sus pantallas.

Aunque el iPhone X ya cuenta con pantalla OLED, fabricada por Samsung, los iPhone de 2018 no contarán todos ellos con esta tecnología de pantalla. Hasta la fecha, y cuando queda ya menos de medio año para su lanzamiento, se había comentado que contarían con pantallas LCD. ¿Por qué? En primer lugar, porque son más baratas; pero también porque esta tecnología garantiza que el suministro de paneles no sufra problemas y que, por lo tanto, Apple pueda cumplir con su elevada demanda. Así que parece que la solución serían los paneles Full Active LCD, de LG Display, con biseles mínimos y además un brillo bastante superior al de un LCD convencional.

A contracorriente, con respecto a Samsung, la surcoreana LG ha introducido en su LG G7 ThinQ una nueva tecnología basada en LCD ue denominan Super Brigth Display, pero que es un MLCD+ como el que se espera de los iPhone de 2018. Si el LCD se basa en tres elementos por píxel, RGB –por cada color-, el MLCD+ cuenta con cuatro subpíxeles o elementos por cada píxel. Este cuarto elemento es un subpíxel de color blanco, lo que permite aumentar el brillo de pantalla para el mismo nivel de luz ‘de fondo’. Y esto, por cierto, ya había sido utilizado por LG en sus televisores con resolución 4K.

El MLCD+ es el resultado de la transición al 4K y la necesidad de reducir el coste de la retroiluminación en los televisores 4K económicos. Con este subpíxel de color blanco se mejora de forma considerable la transmisión de luz; se consigue, para un mismo brillo, un coste notablemente inferior. Los píxeles blancos se utilizan para aumentar el brillo sin que se incremente el consumo energético. Además, también se optimiza la nitidez de la imagen con esta tecnología. Ahora bien, aún no se puede confirmar de manera oficial que los iPhone de 2018 vayan a contar con paneles MLCD+.

Escrito por: Santiago Girolami

Comentarios

Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de sus autores.
Norte Bonaerense se reserva el derecho de administrarlos.

Publicado en