lunes, noviembre 28, 2022
27.2 C
San Pedro

Motochorros cometen al menos 8.100 robos por año

Tenés que leer..

Mediante la modalidad «motochorros» se perpetraron al menos 8.100 robos en el Área Metropolitana de Buenos Aires durante el último año, que provocaron la muerte de 52 personas, según se desprende de un relevamiento privado.

Así lo reveló una nueva Encuesta Mensual de Inseguridad desarrollada por la ONG Defendamos Buenos Aires tras los últimos dos ataques perpetrados en Quilmes Oeste, en uno de los cuales le dieron una golpiza a una mujer indefensa para robarle sus pertenencias.

El primero de estos dos asaltos tuvo como víctima a una vecina en la intersección de la calle 395 y avenida Triunvirato, en el que un joven y un menor de edad, la sorprendieron cuando caminaba, la amenazaron con una pistola y le sustrajeron el celular.

Pero no conformes con ello, los implicados comenzaron a propinarle golpes de puño en el cuerpo, dejando a la joven de 29 años con contusiones y atemorizada.

Luego, la víctima dio aviso a la policía que, mediante un intenso rastrillaje logró detener a dos sospechosos de 18 y 15 años, a quienes les incautaron el teléfono de la mujer y un rifle de aire comprimido.

Un hecho similar se dio en la misma localidad, donde otros dos motochorros intentaron asaltar a un grupo de cuatro jóvenes sobre Craviotto entre Unamuno y Juan B Justo.

La secuencia quedó registrada en imágenes grabadas por las cámaras de seguridad en la que se observa a los chicos caminando y, al ser abordado por los delincuentes, deciden Salir corriendo.

El conductor de la moto fue a buscarlos y, cuando se disponía a rodear a uno de ellos, se dio cuenta de que estaba dejando solo a su compañero y fue a buscarlo, sin llevarse botín alguno.

De acuerdo al informe realizado por Defendamos Buenos Aires, con datos de los departamentos judiciales de la Provincia de Buenos Aires y el fuero de Instrucción de la Nación para la Ciudad de Buenos Aires y las estadísticas del Sistema Nacional de Información Criminal (SNIC), son al menos 8.100 los hechos con esta modalidad.

Violencia

El relevamiento señaló que los delincuentes están cada vez más feroces y actuán con un mayor nivel de violencia», al tiempo que alertaron que «salen a robar en bandas de entre cuatro y diez criminales a bordo de motos «

«Llegan dispuestos a todo. Incluso se da el caso de criminales que son arrollados en la huida por vehículos particulares o colectivos y hasta la propia ejecución por parte de otros miembros de la banda que pretenden ‘mejicanear’ el botín; por eso ya no llama la atención encontrar en barrios porteños y del Conurbano a delincuentes muertos junto a una moto», apuntaron en el informe.

A su vez, analizaron las zonas más difíciles del Conurbano y puntualizaron que «los tiroteos nocturnos son moneda corriente en Quilmes y Florencio Varela, pero también en las localidades de Isidro Casanova, San Justo y González Catán en el partido de la Matanza, en las zonas de la villa La Cárcova y otras en los partidos de San Martín, Grand Bourg en Malvinas Argentinas y Moreno».

En cuanto a los barrios porteños más proclives para este tipo de delito, la ONG identificó a Belgrano, Núñez, Palermo y Recoleta, que se sumaron en los últimos tiempos a Pompeya, Flores, Liniers y Balvanera.

Prevención

Por todo esto, desde Defendamos Buenos Aires plantearon que «la gente pide que vuelvan los controles policiales fijos» y señaló que «está probado que lo único que para a los motochorros son los controles fijos a lo largo de la Avenida General Paz y en otras esquinas importantes, tanto de la Capital como del Conurbano.

«Cuando los motochorros deben detener la marcha o exponerse a ser detenidos y/o baleados por las fuerzas policiales, la inseguridad que ellos mismos causan, comienza a remitir», agregaron.

La ONG agregó además que «está prohibido estacionar motos sobre la vereda, pero sin embargo prácticamente todos aquellos que andan en moto lo hacen» y reflejó que «esta costumbre no se le escapa a los motochorros que dejan motos estacionadas en esquinas estratégicas; de manera que si son perseguidos y la policía tiene marcado el rodado, no tienen más que frenar y abordar otra moto, previamente establecida en el lugar».

«Por eso la gente nos pide que tanto el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires como el de la Provincia comiencen a secuestrar las motos estacionadas sobre las veredas, en particular aquellas que llevan tiempo en el lugar», concluyó. (https://www.diariopopular.com.ar)

Últimas noticias

Baradero, San Pedro, Ramallo y San Nicolás bajo alerta roja por altas temperaturas

La localidad riojana de Chamical, las capitales de San Juan y de Córdoba, y la ciudad de Sauce Viejo,...

Más noticias como esta